#SomDones: Las mujeres y el cine

#SomDones: Las mujeres y el cine

#SomDones es el espacio profesional abierto a todos para reflexionar y actuar sobre el rol de las mujeres en el cine y la tecnología.

Se llevará a cabo el día jueves 20 de Julio a las 10 horas en el  Restaurant del Club Nàutic de Ciutadella. Podeís inscribiros en este enlace

Mucha gente conoce a las mujeres que se han convertido en grandes actrices de cine como Natalie Portman, Mery Streep o Maggie Smith, incluso han oído hablar de las difuntas Ingrid Bergman o Bette Davis, pero a la hora de hablar de mujeres directoras, guionistas o ensambladoras ya no se nos ocurren tantos nombres. Es curioso, ya que si hablamos de Charles Chaplin, Alfred Hitchcock, Woody Allen o Steven Spielberg, mucha gente sabe quiénes son, pero en cambio si mencionamos a Sofia Coppola, Kathryn Bigelow o Alice Guy, mucha gente no ha oído hablar nunca, y es que en el mundo del cine, la mujer también se despreció, aunque hoy en día se está normalizando, un poco, esta situación. Recientemente, Coppola ganó el premio a la mejor dirección en el Festival de Cannes por la película The Beguiled.

En primer lugar hablaremos de las montadoras. Este trabajo, antes de la primera mitad del siglo XX, era comparable con el trabajo de costurera, por tanto, era un trabajo para la mujer. Más adelante, la mujer montadora pasó a trabajar para uno o dos directores de cine, aunque sus nombres no aparecían en los títulos de crédito. Esta misma tendencia se siguió conservando a partir de los años setenta y cineastas como Geroge Lucas, Francis F. Coppola o Martin Scorsese seguían confiando con una mujer para montar sus películas. De hecho, se habla de que la película Jaw (1975) se salvó gracias a la montadora Verna Fields. A esto lo supo valorar la Academia de Hollywood entregando el Oscar al mejor montaje a Fields y dejando sin nominación al director Steven Spielberg, quien no había sabido cómo introducir el tiburón y, en cambio, la montadora lo quiso dejar en suspenso, con aquellos planos subacuáticos para crear intriga y no enseñarnos el tiburón hasta el final.

También hay que hacer mención a las mujeres guionistas. Hay que decir que en los primeros años del siglo XX había mujeres que se dedicaban a hacer guiones y trabajaban para otras mujeres directoras. A pesar de este éxito en los primeros años, a partir de la década de los treinta el papel de la mujer guionista cayó muy abajo. Dentro de este apartado es de especial mención el nombre de Alma Reville, que fue la esposa de Alfred Hitchcock y le ayudó en la escritura de guiones y otros aspectos.

En cuanto a las mujeres directoras, seguramente son las que se conocen hoy día (exceptuando las actrices), aunque no ha sido siempre así, ya que las mujeres cayeron al olvido durante décadas cuando se consolidó el sistema de estudios de Hollywood. Aún así algunas mujeres siguieron grabando en géneros documentales y experimentales.

Los premios cinematográficos han ayudado a infravalorar el papel de la mujer en el cine. En los Oscar sólo una mujer ha conseguido ganar el premio a la mejor dirección en las ochenta y nueve ediciones que llevamos. Fue Kathryn Bigelow que ganó este premio en 2009 por The Hurt Luck. De todos modos, es raro ver una mujer nominada en las categorías de dirección, guión, banda sonora o en los aspectos más técnicos. Sólo en las categorías de maquillaje y peluquería o diseño de vestuario podemos ver a una mujer hacerse con el premio. Y es que este trabajo es tradicional que sea realizado por una mujer

 

Por esto, desde el FESTIVAL DE CINE DE MENORCA queremos dar importancia al papel de la mujer en el cine y por este motivo ofrecemos películas dirigidas y protagonizadas por personajes femeninos. Cinco de los largometrajes que ofreceremos a lo largo del Festival están dirigidos por una mujer. Es el caso de María (y los demás) (Nely Reguera), Los Casos de Victoria (Justine Triet), Mala Junta (Claudia Huaiquimilla), Verano 1993 (Carla Simón) y el documental Caballo Ganador (Louise Osmond).

Además, el jueves 20 de julio tendremos tres coloquios donde diferentes profesionales mundo del cine nos explicarán su visión sobre el séptimo arte y la mujer. En la primera charla Laia Foguet, la directora y guionista Silvia Ventayol, la directora Maria Ripoll (No culpas al karma de lo que te pasa por gilipollas) y la actriz Emma Suárez (Julieta, La próxima piel) debatirán sobre la aportación de la mujer en la industria visual y su contribución en la transformación social. Seguidamente serán la periodista de El País Tatiana López y la realizadora menorquina Anna Petrus que nos hablarán del rol de la mujer en el ámbito de la tecnología y contenidos. Finalmente, serán los hombres que hablarán sobre cómo ven el papel de la mujer en el cine. Será una charla a cargo del productor audiovisual Paco Poch, del fundador de Filmin Jaume Ripoll y del director Toni Bestard.

Si continues navegant per aquest lloc web, acceptes utilitzar les galetes. Més informació.

La configuració de les galetes d'aquesta web està definida com a "permet galetes" per poder oferir-te una millor experiència de navegació. Si continues utilitzant aquest lloc web sense canviar la configuració de galetes o bé cliques a "Acceptar" entendrem que hi estàs d'acord.

Tanca